martes, 1 de marzo de 2011

Fricassée de buey con verduritas baby y panecillos aromáticos


Con esta receta participo en el concurso de platos de cuchara Le Creuset, también llamado "Pon una cocotte en tu vida" que Alfonso organiza en su blog, recetasderechupete
Animaos, tenéis de plazo hasta el 24 de marzo y los premios son maravillosos:

Ganador: Cocotte Le Creuset de 24 cm color naranja volcánico

Primer finalista: Set de 4 mini cocottes en colores variados (rojo, naranja, azul, negro)

Segundo finalista: Set de 3 mini cocottes "green" (tonos verdes en dégradé)





Ingredientes para 4-6 personas

1 kg de buena carne de buey cortada en dados
60 grs de harina
40 ml de AOVE
2 cebollas cortadas en tiras finas
2 dientes de ajo
100 grs de zanahorias baby (congeladas o en conserva)
100 grs de mini mazorcas (congeladas o en conserva)
Tomillo, mejorana, romero, laurel)
1 litro de caldo de carne o ave
Sal

Ingredientes para los panecillos

125 grs de harina
2 cucharaditas de levadura en polvo
60 grs de mantequilla
20 ml de leche
1 cucharada de perejil picado
1 cucharada de cebollino picado
1 ramita de tomillo (usaremos sólo las hojitas)
2 cucharadas de parmesano rallado
1 pizca de sal

Preparación

Doramos el ajo y la cebolla. Escurrimos y reservamos.

Marcamos la carne en la misma sartén donde hemos dorado el ajo y la cebolla. Lo haremos a fuego fuerte, removiendo continuamente para que se dore de forma homogénea pero sin quemarse.




Bajamos el fuego, añadimos la harina y mezclamos.




Cuando la harina haya hecho una costrita dorada retiramos la carne del fuego.




Ahora preparamos nuestra cocotte. Ponemos dentro la carne, el ajo y la cebolla y todas las hierbas. Añadimos el caldo, cubrimos y llevamos al horno durante dos horas y media a tres horas, a 200ºC.


Mientras tanto doramos las verduritas en una sartén con mantequilla. Reservamos.



Preparamos también nuestros panecillos.
Tamizamos la harina, la levadura y la sal y mezclamos todo con la mantequilla utilizando los dedos, hasta obtener una consistencia de migas.




Añadimos la leche, las hierbas y el parmesano y amasamos rápidamente. Formamos una bola con la masa.




Extendemos con el rodillo y cortamos en discos de 1 cm de espesor.





Después de dos horas y media - tres horas nuestra carne está lista. Está super tierna y nuestro caldo se ha transformado casi en crema. Sacamos del horno para terminar el plato.





Añadimos las zanahorias y las mazorquitas mojándolas con el caldo.





Ponemos los panecillos sobre la superficie y volvemos a llevar al horno a 180º, esta vez sin tapa.







Cuando los panecillos se hayan inflado y estén dorados, retiramos del horno y servimos enseguida; este plato hay que degustarlo muy caliente, con los panecillos aún tibios y fragantes.



Fuente: Anne Wilson, "Casseroles & one pots" , con modificaciones.

6 comentarios:

Sofritos y Refritos dijo...

Pero que maravilla de receta, es de lo mas completa, se ve deliciosa y huele a ganadora...!
Suerte en el concurso
Besos,
Nasy

jose manuel dijo...

Un plato contundente, pero que tiene que estar delicioso.

Saludos

Irene dijo...

que plato tan espectacular, me encanta, creo que comi algo asi en el valle del loira en francia, pero creo que era de ternera?no estoy segura, fue hacer ya mas de 10 años!besitos y suertee!

kanela y Limón dijo...

Vaya platazo has preparado!! Impresionante.
Un besiño.

Carmen dijo...

Qué plato tan rico y tan completo!!me ha llamado mucho la atención con los panecillos. Suerte en el concurso

Gabriela, clavo y canela dijo...

Ayyy Fabi!!!! como siempre nos haces sufrir con estas maravillosas fotos! que cosa mas buena!!. Me sirven un plato de esos y me quedo feliz toda la semana
besitos